Cómo aumentar la velocidad de tu web WordPress

«Cómo aumentar la velocidad de mi web». Esto es lo que todos buscamos cuando somos los administradores de una web.

Hoy en día, si tu sitio web no aparece en la primera página de los resultados de búsqueda de Google, significa que es prácticamente invisible para tus usuarios potenciales. Y si quieres que Google «te quiera más» y te dé un empujón hacia arriba, una de las cosas más importantes que debes hacer es aumentar la velocidad de tu web. Además, tus usuarios estarán más felices de no tener que ir a tomar un café mientras se carga tu página ????

Veamos qué puedes hacer para optimizar el rendimiento de tu sitio web.

1) Optimizar las imágenes de tu web

Si tu sitio web tiene imágenes, es casi seguro que estas sean la parte más pesada. Por lo general, más del 90% del tamaño de tu sitio web proviene de imágenes. Tiene sentido optimizarlas tanto como puedas, ¿no? Hay muchas técnicas para hacerlo, pero las mejores y más rápidas son las creadas por ShortPixel. Su equipo ha creado 2 plugins para WordPress y al instalarlos tu rendimiento de WordPress aumentará. Además, ¡no te vas a creer lo fácil que es usarlos!

ShortPixel Image Optimizer (SPIO)

Este fue su primer plugin, y el origen de su éxito ????

ShortPixel Image Optimizer

ShortPixel Image Optimizer es un plugin fácil de usar y ligero que puede comprimir todas tus imágenes antiguas y documentos PDF en un solo clic. Además, las nuevas imágenes se redimensionan/reescalan automáticamente y se optimizan sobre la marcha, en segundo plano.

Como ejemplo, tomemos una imagen aleatoria de Unsplash. La imagen a la que enlazo pesa 4.45 MB con una resolución de 5184 × 3456. Parece una foto que harías con una cámara normal. Esto es lo que sucede cuando ShortPixel Image Optimizer la procesa:

Optimización de ShortPixel Image Optimizer

Después de decirle a ShortPixel (en sus ajustes) que haga compresión con pérdida y que el tamaño máximo sea de 1920px, ¡se ha reducido el tamaño en un 87.52%! Ahora pesa 398 KB. Impresionante. Y la calidad de la imagen es casi la misma. Mira el resultado final aquí:

Si quieres ver cómo funciona su servicio de optimización de imágenes con tus imágenes, puedes probarlo con su herramienta web de forma totalmente gratuita.

Y si quieres profundizar, este tutorial de SPIO te va a venir de perlas.

ShortPixel Adaptive Images (SPAI)

ShortPixel Adaptive Images

El plugin ShortPixel Adaptive Images optimiza tus imágenes como SPIO, pero incluye 2 servicios adicionales: una CDN y un servicio de imágenes adaptativas. Es decir, soluciona el famoso error «Serve scaled images» de GTmetrix. ShortPixel AI procesa las imágenes originales teniendo en cuenta el tamaño de la pantalla del usuario, y genera nuevas URL para las imágenes, de acuerdo con la configuración del usuario. Estas serán servidas en lugar de las imágenes originales. Dichas imágenes están optimizadas y se sirven desde la CDN de ShortPixel, con el tamaño apropiado.

Tomemos el siguiente sitio, por ejemplo. Este es un informe de GTmetrix (una herramienta online donde, entre otras cosas, puedes verificar el rendimiento de tu sitio WP) antes de instalar Short Pixel Adaptive Images:

Antes de optimizar con ShortPixel Adaptive Images

Y esto es después de instalar ShortPixel Adaptive Images:

Después de optimizar con ShortPixel Adaptive Images

¡Y la instalación y configuración de SPAI es aún más simple que la de SPIO! Este es literalmente un plugin de optimización de imágenes de instalar y olvidarse. Aquí tienes una review mía donde te enseño cómo funciona.

Si quieres saber más sobre ambos plugins, echa un vistazo a estos documentos:

¿Y qué pasa si no tengo WordPress?

No hay problema, ShortPixel también se puede ocupar de eso. Además de los dos plugins anteriores, ShortPixel Image Optimizer y ShortPixel Adaptive Images, también ofrecen los siguientes servicios que se encargan de tus imágenes:

  • Una interfaz web sencilla para su API, disponible para cualquier sitio web PHP (Magento, Joomla, Drupal, etc.). Más información sobre su optimizador online.
  • Una herramienta de línea de comandos que optimiza las carpetas de imágenes desde la línea de comandos, por lo que se puede configurar como un Cron job (u otro programador de tareas). Más información sobre la herramienta de línea de comandos.
  • Una API reductora, que te permite reducir una imagen en función de la URL de la imagen. Puedes llamarla desde cualquier lenguaje de programación que te permita enviar una solicitud HTTP POST. Más información sobre la API reductora.
  • Una API post-reductora, que te permite reducir una imagen a la que no se puede acceder online, cargándola en nuestros servidores a través de una llamada POST HTTP. Puedes llamarla desde cualquier lenguaje de programación que te permita enviar una solicitud HTTP POST. Más información sobre la API post-reductora.
  • Una librería de cliente de PHP que se configura de manera rápida y con una sintaxis fluida y fácil para acceder a sus servicios. Más información sobre la librería de cliente PHP.
  • Una aplicación para Zapier, que te permite reducir las imágenes ubicadas en las carpetas de Dropbox / Google Drive a través de un flujo de trabajo conectado de Zapier. Como todavía está en fase Beta, tendrás que recibir una invitación de ShortPixel. Para saber más sobre esto, aquí hay información adicional sobre la integración con Dropbox y aquí sobre Google Drive.

2) Contrata un buen hosting para aumentar la velocidad de tu web

Es exasperante visitar un sitio web y ver esto durante más de 0,5 segundos:

Cargando página

Eso es lo que pasa cuando contratas un servicio de alojamiento (hosting) de una compañía que ofrece alojamiento por 1€ al mes. Tendrás un servidor que se comparte entre muchas otras personas, todas ellas compartiendo los mismos recursos que tú.

Lo ideal sería obtener un servidor único para tu sitio web, también conocido como VPS, pero dado que no es para todos los presupuestos, una buena opción sería un servidor compartido de una buena empresa de alojamiento, que sea confiable y ofrezca un buen soporte. Te recomiendo que hagas tu propia investigación, ya que cada persona tiene sus necesidades y cada alojamiento ofrece algo diferente; esto es lo que tienes que tener en cuenta al buscar un nuevo alojamiento:

  • Suficiente espacio en disco: evita las ofertas de «espacio en disco ilimitado». Nada es ilimitado en el mundo del alojamiento, y si te ofrecen eso, significa que tienen un límite muy fuerte en otra cosa. Calcula cuánto necesita tu sitio web y duplícalo, de modo que puedas tener suficiente espacio para hacer, al menos, una copia de seguridad local.
  • Buen soporte: asegúrate de que alguien por parte de tu proveedor de alojamiento estará disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana, y de que puedes contactar por chat, correo electrónico o teléfono. No quieres que tu sitio web se caiga un domingo y no haya nadie disponible para ayudarte.
  • Certificados SSL gratuitos: tu hosting debe trabajar con Let’s Encrypt, el cual proporciona certificados SSL gratuitos, y ellos (el hosting) deberían poder instalarlo por ti. Esto es muy importante no solo para la seguridad de sus usuarios, sino también para un mejor SEO, ya que a Google no le gustan los sitios web que no son HTTPS.
  • Copias de seguridad: un buen alojamiento debería al menos hacer copias de seguridad de forma gratuita. Si contratas un plan barato, generalmente tendrás que pagar para restaurar una copia de seguridad, pero al menos tendrás una copia de seguridad.
  • Ancho de banda suficiente: lo tendrás muy fácil para encontrar un ancho de banda no medido, lo que significa que el proveedor de alojamiento no va a medir la cantidad de datos que se envían desde tu sitio web. Esto está bien para la mayoría de los usuarios, pero necesitarás leer los términos y condiciones para saber exactamente dónde está el límite (recuerde que no hay nada ilimitado cuando se habla de servicios de hosting). La mayoría de las veces, «ilimitado» no te afectará, ya que la mayoría de los sitios web no alcanzan los límites ocultos.

He escuchado buenas recomendaciones acerca de estas compañías con respecto a alojar sitios WordPress y ofrecer un alto rendimiento. Te recomiendo que visites sus sitios web e investigues para ver si se adaptan a tus necesidades:

  • SiteGround: recomendado oficialmente por WordPress y siempre aparece como uno de los proveedores de alojamiento mejor calificados.
  • Bluehost: uno de los veteranos, también recomendado oficialmente por WordPress.
  • Webempresa: uno de los mejores hosting de España; de hecho mi web está con ellos.

3) Utiliza tan pocos plugins como sea posible

Esta situación es muy similar a un móvil o portátil recién comprado. Vienen con una gran cantidad de software que no se usa y eso hace que el dispositivo funcione más lento. En WordPress, cuando se instalan muchos plugins, sucede lo mismo.

Intenta mantener la lista de plugins lo más pequeña posible; solo usa los necesarios, de lo contrario afectará al rendimiento de tu WP. Esto es lo que puedes hacer para limpiar tu instalación de WordPress:

  • En general, revisa cada plugin y pregúntate si lo necesitas. Si no, elimínalo. No lo guardes «por si acaso». Por ejemplo, ¿tienes un plugin que añade un efecto muy chulo a los títulos del área de administración? Innecesario.
  • ¿Tienes dos plugins que hacen la misma tarea? Deshazte de uno. Por ejemplo, algo que generalmente veo: dos plugins de caché. No tiene sentido; guardar dos veces en caché tus páginas no tiene ningún beneficio.
  • ¿Utilizas un plugin enorme solo para una función única que se incluye en ese plugin? Intenta buscar uno más pequeño cuyo propósito sea exactamente esa característica que buscas, o incluso puedes buscar el código que necesitas en Google.

Recuerda que el objetivo es reducir la cantidad de plugins para que WordPress no necesite cargar demasiadas cosas.

4) Utiliza buenos plugins de WordPress para mejorar el rendimiento de tu página web

Un solo plugin mal programado puede arruinar todo tu sitio web y hacerlo muy pesado. Para elegir el mejor plugin para cada necesidad, ten esta lista cerca y, con el tiempo, podrás detectar fácilmente qué plugins son los mejores de cada categoría:

  • Última actualización: si un plugin no ha recibido ninguna actualización en los últimos 6 meses, esto generalmente significa que está abandonado y probablemente tendrá problemas de funcionalidad o compatibilidad, incluso problemas de seguridad. Mi consejo es evitar los complementos sin actualizarse a menos que sepas que son seguros de usar.
  • Instalaciones activas: por lo general, cuanto más se usa un plugin, mejor servicio/producto ofrece. De lo contrario, la gente no lo usaría ????
  • Compatible con la última versión de WordPress: si el plugin indica que es compatible con la última versión de WordPress, generalmente significa que el desarrollador se tomó un tiempo para probar el plugin con la versión más reciente de WordPress.
  • Capturas de pantalla: esta es una de estas cosas que muestra si el autor se preocupa por los usuarios o no, ya que algunas buenas capturas de pantalla ayudarán a ver si el plugin se ajusta a sus necesidades o no.
  • Buena descripción: es fundamental tener una buena descripción para saber qué hace el complemento y cómo lo hace. Si necesitas instalarlo para comprobar cómo funciona, no es buena señal.
  • Preguntas frecuentes: lo mismo que las capturas de pantalla. Muestra que el desarrollador quiere que entiendas cómo funciona el complemento.
  • Valoración media: Obvio, pero asegúrate de que coincida con la cantidad de reseñas, porque un plugin con una sola valoración de 5 estrellas no significa que sea mejor que otro con 34 valoraciones de 4 estrellas. Esa calificación de 5 estrellas probablemente sea del propio autor…
  • Soporte: querrás tener un buen soporte en caso de que las cosas salgan mal. Investiga si el plugin o extensión tiene algún lugar público donde se puedan ver las preguntas y respuestas. Por ejemplo, WordPress tiene los foros públicos de soporte. Otra cosa que recomiendo es tratar de contactar con los autores del plugin directamente y hacerles una pregunta simple. El objetivo aquí no es la respuesta en sí, sino en ver cómo el equipo de soporte se comporta.
  • Perfil del desarrollador: esto ya es más para esos nerds como yo ????, pero es bueno ver quién es el desarrollador, qué hace… Te da una sensación más personal sobre el plugin.

5) Usa una CDN

CDN son las siglas de Content Delivery Network. Lo que hace una CDN es básicamente duplicar los recursos de tu sitio web en una red de servidores en todo el mundo. Eso significa que tu sitio web en el país donde está tu servidor se cargará tan rápido como lo haría para alguien al otro lado del mundo. Esto es prácticamente imprescindible si tus usuarios están repartidos por todo el mundo.

Esquema de una CDN
Sin CDN vs con CDN

Aquí tienes una pequeña lista de las CDN más famosas que existen:

  • Amazon CloudFront: esta es la CDN ofrecida por Amazon Web Services. Si usas Internet (y si me estás leyendo, lo haces), probablemente ya la estés usando como usuario, ya que compañías como Spotify, Slack o Hulu usan Amazon CloudFront.
  • Cloudflare: opera uno de los servicios de CDN más eficientes del mundo, y también ofrecen servidores DNS desde hace no mucho tiempo: 1.1.1.1. Por lo general, se asocian con proveedores de alojamiento como SiteGround, por lo que tendrás una integración muy buena.
  • KeyCDN: ofrecen precios muy bajos, y aunque no vas a tener la red más grande, generalmente se asocian con empresas de alojamiento, por lo que es muy fácil de configurar.
  • StackPath: ¿sabes quién usa StackPath? ¡ShortPixel! El CDN que está utilizando SPAI se basa en StackPath, por lo que si quieres verificar dónde tiene puntos de presencia la CDN de ShortPixel, echa un vistazo a esta página: https://www.stackpath.com/platform/network

6) Usa las cachés disponibles

Entre el usuario y el servidor podrías tener varios servicios de caché disponibles, ¡y es probable que ni siquiera lo sepas!

  • Caché de páginas: dependiendo de la tecnología que use su sitio web, es posible que tenga disponibles algunos plugins o extensiones de almacenamiento en caché de páginas. Estos generan archivos HTML en el disco duro o la memoria del servidor, y se servirán cada vez que se realice una solicitud, en lugar de ejecutar el código PHP y las consultas a la base de datos MySQL. En WordPress, por ejemplo, tienes estos (no son todos, ¡recuerda que WordPress tiene más de 50,000 plugins!):
  • Alojamiento (hosting): algunos proveedores de alojamiento te ofrecen funciones de caché con diferentes nombres. Por ejemplo, SiteGround ofrece su Supercacher, que es simplemente otro método de almacenamiento en caché a nivel de servidor. ¡Asegúrate de revisar todas las opciones disponibles en tu hosting y aprovéchalas!
  • CDN: una tercera capa de caché. Cada proveedor de CDN te ofrecerá (o no) una función de almacenamiento en caché, que en realidad tiene sentido al venir de una CDN. Cloudflare, por ejemplo, te ofrece una opción de caché que puedes habilitar o deshabilitar. Te recomiendo que vayas a tu panel de control de tu CDN y revises todas sus configuraciones y características; probablemente encontrarás un método de almacenamiento en caché gratis.

7) Actualiza la versión de PHP

Logo PHP

Si usas PHP, y lo haces si estás usando WordPress, asegúrate de usar la última versión de PHP. Definitivamente notarás el aumento de la velocidad de carga, especialmente si actualizas de PHP 5.6 a PHP 7.0 o más. Kinsta hizo algunas pruebas y los resultados son claros. La última versión de PHP es la clara ganadora.

Sin embargo, actualizar la versión de PHP, a parte de aumentar el rendimiento de tu WP, puede causar algunos problemas en tu sitio web, ya que es una parte sensible. Asegúrate de testar exhaustivamente todas las partes de tu sitio después de actualizar la versión de PHP, y ten una manera fácil de deshacer el cambio también. Para ayudarte con esto, puedes probar un sistema de WordPress sandbox, donde puedes probar plugins y/o temas sin temor a romper nada. Probablemente no tendrán la última versión de PHP, pero al menos una «casi reciente». Aquí hay un par de estos sistemas de sandbox:

8) Optimiza el código

Hay varias formas de optimizar el código de tu sitio web, como…

Reducir las llamadas HTTP

Cada vez que se carga una página web, hay una serie de llamadas y respuestas HTTP entre el cliente (tu navegador) y el servidor. Cuantas más solicitudes se realicen, más tiempo llevará cargar la página. Para reducir este número de solicitudes, puedes hacer varias cosas:

  • Usa menos código ????
  • Utiliza sprites de CSS.
  • Incluye el Javascript en línea (¡pero solo si es muy pequeño!)
  • Combina tus archivos CSS y Javascript.
  • Usa menos plugins/extensiones que añadan más carga a la página (ver arriba, sección 3).

Dependiendo del CMS que uses (si usas uno), tendrás disponibles algunos complementos o extensiones que te ayudarán a lograr los resultados que estamos buscando. Por ejemplo, en WordPress, tienes disponible el plugin Autoptimize, que puede ayudarte a combinar tus archivos CSS y Javascript, entre muchas otras cosas.

Minifica el código

¿Qué significa minificar? Básicamente, eliminar cualquier carácter innecesario de los archivos HTML, CSS o Javascript. ¿Qué son caracteres innecesarios?

  • Caracteres de nueva línea
  • Espacios en blanco
  • Comentarios

Un código minificado generalmente se verá así:

Código minificado

Como puedes ver, no hay caracteres de nuevas líneas, comentarios o espacio en blanco innecesarios.

En WordPress, Autoptimize es nuevamente un buen plugin a usar para este propósito y que también te ayudará a aumentar el rendimiento de tu WP. ¡Dale una oportunidad!

9) Optimiza tu base de datos

Optimizar tu base de datos también es esencial. Tal vez no lo notes si tu sitio web es pequeño, pero si la web la has tenido durante bastante tiempo y/o si la web es muy grande, probablemente verás y notarás la diferencia una vez que limpies la base de datos.

Cada entorno y configuración es diferente, por lo que no existe un «código mágico» que lo haga por ti. Sin embargo, te puedo dar algunos consejos sobre la base de datos más popular, MySQL. WordPress también la usa.

  • El script MySQL Tuner es un script escrito en Perl que te ayudará con tu configuración de MySQL y te hará recomendaciones para aumentar el rendimiento y la estabilidad.
  • Si usas phpMyAdmin, puedes optimizar tus bases de datos en un clic. Esto puede llevar mucho tiempo dependiendo del tamaño de los datos e índices, pero ejecutarlo no dañará los datos. Este proceso es similar a la desfragmentación de un ordenador. Para hacerlo, sigue estas instrucciones:
    1. Inicia sesión en tu phpMyAdmin. Si no sabe cómo, tu proveedor de alojamiento podrá ayudarte.
    2. Haz clic en Databases en la parte de arriba.
      Optimizar base de datos - paso 1
    3. Selecciona tu base de datos
      Optimizar base de datos - paso 2
    4. Haz clic en Check All (a menos que tu objetivo sea un grupo específico de tablas) y luego selecciona Optimize table
      Optimizar base de datos - paso 3
    5. Deberías ver un mensaje de confirmación. ¡Listo!
      Optimizar base de datos - paso 4

Si no quieres ensuciarte las manos al usar WordPress, hay muchos plugins que te ayudarán a hacer esto. Por ejemplo: WP Clean Up Optimizer

10) Comprime el código para aumentar el rendimiento de tu web

¡Sí! De la misma manera que puedes comprimir algunos archivos en tu ordenador, las páginas web también pueden comprimirse. ¿Por qué uno haría eso? Fácil, para ahorrar ancho de banda y acelerar tu sitio web. Como se muestra en Pingdom (son expertos en rendimiento web), puedes reducir fácilmente el tamaño de tu sitio web más de un 75%.

En WordPress, hay múltiples plugins que te ayudarán a aumentar el rendimiento de WP, generalmente en un solo clic, como WP Fastest Cache o Enable Gzip Compression.

Si no tienes WordPress ni ningún otro CMS que acepte plugins o extensiones que lo hagan por ti, probablemente tendrás que configurar tu servidor. Por ejemplo, en Apache, es tan fácil como agregar el siguiente código en tu archivo .htaccess:

# compress text, html, javascript, css, xml:
AddOutputFilterByType DEFLATE text/plain
AddOutputFilterByType DEFLATE text/html
AddOutputFilterByType DEFLATE text/xml
AddOutputFilterByType DEFLATE text/css
AddOutputFilterByType DEFLATE application/xml
AddOutputFilterByType DEFLATE application/xhtml+xml
AddOutputFilterByType DEFLATE application/rss+xml
AddOutputFilterByType DEFLATE application/javascript
AddOutputFilterByType DEFLATE application/x-javascript

# Or, compress certain file types by extension:
<files *.html>
SetOutputFilter DEFLATE
</files>

Debes tener en cuenta que algunos navegadores antiguos pueden tener problemas con la compresión Gzip. Ten esto en cuenta si tu sitio web es visitado por estos navegadores antiguos.

11) Usa AMP (si puedes)

AMP son las siglas de Accelerated Mobile Pages (páginas móviles aceleradas), y fue desarrollado por Google «para mejorar drásticamente el rendimiento de la web móvil».

Básicamente, AMP es un HTML optimizado para dispositivos móviles con reglas muy estrictas, cuyo objetivo es cargar las páginas realmente rápido, lo que implica reducir al máximo el sitio web y ofrecer justo lo que se necesita. Piensa en ello como un «modo lectura» de tu web, sin distracciones.

Aquí están todas las reglas que debes seguir, y así es cómo puedes validar tu página.

Obviamente, debes pensar si AMP es bueno para ti o no. Es cierto que Google da un impulso a tu web en los resultados de búsqueda si usas AMP, y que tu sitio web cargará súper rápido, pero también es verdad que tu sitio no se verá tan bien como quieres, y que no vas a tener ni analíticas ni ingresos publicitarios.

En WordPress, el proceso es muy fácil. Solo necesitas (adivina qué) instalar un plugin y ya está. El plugin es AMP. Aquí hay un buen video tutorial hecho por WPBeginner:

12) Analiza tu optimización de la velocidad de tu web

Por último, tenemos las famosas herramientas de pruebas de rendimiento de sitios web que son perfectas para una prueba de rendimiento de un sitio WordPress. Estos son sitios web que analizan otros sitios web (el tuyo) y te brindan un informe muy extenso sobre cómo tu web puede mejorar su velocidad. Veamos uno de los más notorios: GTmetrix.

  1. Introduce tu web en la caja grande:
    Analizando web en GTmetrix - paso 1
  2. Espera hasta que el análisis esté hecho…
  3. Y ahora se te presentará un informe. Por lo general, como puedes ver aquí, se te dará un puntaje y luego algunas recomendaciones para mejorar el rendimiento de tu página web.
    Analizando web en GTmetrix - paso 3

Todas estas herramientas funcionan de la misma manera. Aquí tienes una pequeña lista:

Simplemente como opinión personal, no te obsesiones con los resultados que te dan e intentes ir siempre a por la máxima puntuación posible. Son excelentes herramientas, pero debes tomarlas como referencia. Por ejemplo, supongamos que tiene esto:

Sugerencia de minificación de CSS en GTmetrix

El esfuerzo y el tiempo utilizados para pasar de 99 a 100 no valdrán la pena; tu sitio web no cargará notablemente más rápido y no vas a tener mejor puntuación SEO.

Bola extra: monitorea el rendimiento de tu web WordPress

Para aquellos a quienes les gusta ser exigentes y quieren que su sitio web de WordPress se cargue lo más rápido posible, puede ser una buena idea hacer profiling si sois lo suficientemente técnicos.

El profiling es el proceso de analizar la ejecución de una aplicación, medir la frecuencia y la duración de las llamadas a funciones, el consumo de memoria y más. Te ayuda a descubrir dónde está exactamente el cuello de botella en tu aplicación, en este caso, WordPress.

Como punto de partida, el Codex de WordPress tiene un breve tutorial sobre cómo hacer esto. Si no eres un desarrollador de WordPress, esto puede parecer difícil, por lo que aunque parezca irónico arreglar un plugin o script con otro plugin, puedes probar Query Monitor para manejar tu rendimiento de WP.

Query Monitor es un plugin bastante famoso que muestra todas las consultas que ocurren en una página y mucho más, como los errores de PHP presentados con su plugin responsable, scripts encolados y solicitudes de hojas de estilo o APIs de HTTP.

Por ejemplo, aquí puedes ver en un sitio de prueba cuántas consultas ocurrieron y qué plugin las hizo:

Query Monitor

En el momento de escribir este artículo, Query Monitor tiene 304 reseñas de 5 estrellas de un total de 312. Debe ser bueno, ¿verdad? ????

¡Espero que este artículo te ayude a mejorar tu rendimiento de WP para que tengas el impulso que mereces!

¿Te ha gustado esta entrada? ¡Compártela!